Versículos bíblicos para jóvenes

5/5 - (1 voto)
Versículos bíblicos para jóvenes
5/5 - (1 voto)

Millones de personas acuden a la Biblia en busca de consejo y guía para conducir su vida de la mejor manera y evitar errores que pueden salir caros en el futuro. Por eso La Biblia puede convertirse en la mejor fuente de consejo y sabiduría para los que más guía necesitan: los jóvenes.

Cada decisión que tomamos, sea más o menos relevante, afecta a nuestro futuro. Todo lo que decimos o hacemos va moldeando e influyendo en el mañana. Por eso es crucial que cuando somos jóvenes tomemos buenas decisiones. ¿Cómo hacerlo? ¿En quién confiar?

Esta tarea no es fácil, ni mucho menos. El joven tiene que lidiar contra sus propias características que acompañan a la juventud. La Biblia las describe muy bien:

«La tontedad está atada al corazón del muchacho»

¿Quiere decir eso que el joven va a tomar malas decisiones siempre? Ni mucho menos, pero si eres joven estarás de acuerdo conmigo en que muchas veces actúas por impulso, sin pensar mucho, o guiado por tus sentimientos o emociones. ¿No es cierto que a veces te has arrepentido de actuar así? Es posible que hayas dicho algo que ha hecho daño a alguien, o hayas hecho algo que te ha traído problemas.

Pues a eso se refiere el proverbio, a que como joven, aun no tienes mucha destreza en controlar tus emociones o sentimientos. Y eso te lleva a cometer errores. Pero eso no te convierte en una mala persona ni nada parecido. Simplemente te estás convirtiendo en un adulto aun.

«El corazón es más traicionero que cualquier otra cosa, y es desesperado. ¿Quién puede conocerlo? Yo, Jehová, estoy escudriñando el corazón, examinando los riñones, aun para dar a cada uno conforme a sus caminos, conforme al fruto de sus tratos»

Como dice Jeremías, el corazón es traicionero. Así que aquí tienes el primer consejo super valioso para tu vida: para tomar decisiones utiliza la razón, no el corazón.

Quizá esto choque de frente con muchas de las frases comerciales que escuchas a menudo. Por ejemplo, las películas, series y libros siempre repiten la frase «escucha a tu corazón«, «haz lo que tu corazón te dicte«, o algunas similares. Pero la Biblia, escrita por tu Creador, el que mejor te conoce, te dice lo contrario, que el corazón es traicionero. ¿Quién crees que tendrá razón?

Veamos algunos consejos bíblicos que te pueden ayudar a ser un adulto responsable, coherente, equilibrado, razonable y sobre todo feliz.

Consejos bíblicos para jóvenes enamorados

Una de las características comunes de casi cualquier joven es su tendencia a ser muy enamoradizo. En seguida encuentras esa chispa que te atrae de cualquier compañero o compañera de instituto o universidad. Y eso es precioso, ya que te hace vivir emociones muy bonitas y para las que estamos diseñados. Pero es bueno que tengas en cuenta estos textos bíblicos para evitarte problemas y desilusiones innecesarias:

«Sino que sea la persona secreta del corazón en la [vestidura] incorruptible del espíritu quieto y apacible, que es de gran valor a los ojos de Dios.»

¿Sólo ves lo guapa que es? ¿Te encandila con su sonrisa? Eso está muy bien, pero no debes quedarte solo en la superficie. Debes observar a esa persona y ver cómo es realmente, cómo piensa, cómo siente. Si vas a comprarte un coche ¿lo comprarás sólo por lo bonito que es? Seguro que te informas muy bien de las prestaciones que tiene, si realmente tiene todo lo que necesitas o no.

Pues si te tomas la molestias de hacer eso con un coche, imagínate lo importante que es hacerlo con una persona con la que quieres comenzar una relación. Piensa en lo siguiente:

  • ¿Cómo trata a los demás?
  • ¿Se comporta de forma compulsiva, incluso celoso o posesivo cuando alguien se me acerca?
  • Cuando hablamos de algo sobre lo que no estamos de acuerdo… ¿es respetuoso y razonable? ¿se pone violento o eleva la voz?
  • ¿Cómo lo ven las personas que me quieren de verdad, como mis padres o mis mejores amigos?
  • ¿Siempre está hablando de sí mismo, de lo que tiene o de lo que quiere hacer?
«El amor es sufrido y bondadoso. El amor no es celoso, no se vanagloria, no se hincha,»

Estas preguntas te ayudarán a dejar a un lado los aspectos más superficiales y analizar a esa persona desde una perspectiva más íntima. Así podrás saber cómo es realmente y no sólo lo que aparenta ser.

Textos bíblicos para jóvenes bajos de ánimo

El desánimo es cada día más común entre los jóvenes. Las presiones por parte de familiares, profesores y jefes son cada vez más intensas. Pero los jóvenes aún no están preparados para soportar altos niveles de estrés ni exigencia. Eso provoca muchas veces que los jóvenes se desanimen, pierdan las fuerzas de seguir adelante e incluso pueden llegar a pensar de forma muy negativa sobre ellos mismos.

Si eres joven y te sientes desanimado, no creas que eres el único. La falta de ánimo es un mal común a jóvenes y adultos. Pero al ser joven tus emociones magnifican mucho la realidad, aunque en algunos casos la realidad no requiere mucha amplificación porque ya es bastante dura por desgracia.

De nuevo, La Biblia te puede ayudar mucho en esta situación:

«Bendito sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, el Padre de tiernas misericordias y el Dios de todo consuelo, que nos consuela en toda nuestra tribulación, para que nosotros podamos consolar a los [que se hallan] en cualquier clase de tribulación mediante el consuelo con que nosotros mismos estamos siendo consolados por Dios.

Como acabas de leer, Dios se muestra muy atento a todos aquellos que se encuentran desconsolados y desanimados. Si tienes una fe sólida en Dios estas palabras seguro que te animan mucho. Que Dios, que es el ser más importante del universo, se fije en ti personalmente y esté dispuesto a darte ánimo es algo impresionante.

«Sé animoso y fuerte. No sufras sobresalto ni te aterrorices, porque Jehová tu Dios está contigo adondequiera que vayas»

Estas palabras son muy animadoras. Puede que te sientas solo, que creas que tienes que enfrentarte a los problemas sin la ayuda de nadie. Es posible que alguien querido te haya dado la espalda o simplemente no te haya apoyado como esperabas o necesitabas. Pero piensa que tu Creador, Dios mismo, está muy pendiente de ti, de tus necesidades. Y además, no sólo tiene el poder de darte consuelo y ánimo, sino que tiene el deseo de hacerlo.

Lo mejor que puedes hacer en esta situación es comprobar por ti mismo que esto es así. Por ejemplo ¿por qué no lees los relatos de personajes bíblicos que se sintieron muy deprimidos? Por ejemplo, Job se sintió fatal por todo lo que le sucedió en muy poco tiempo. Pero Jehová se ocupó de él, animándolo y dándole todo lo que necesitaba premiando su aguante y fidelidad.

Tu no eres menos importante que Job o cualquier otro personaje bíblico. Dios está muy pendiente de ti. Solo debes pedirle en oración sincera e íntima que te ayude.

En desarrollo…

Artículos originales de Bíblico.net. Todos los derechos reservdos. Nuestros redactores son investigadores independientes de la Biblia que no pretenden ser categóricos sobre ningún asunto religioso, solo comparten su pasión por La Biblia.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te interesará:

Versículos bíblicos sobre la fe
Versículos bíblicos sobre la fe

La fe es un tema recurrente en la Biblia, ya que necesitamos fe para comprender la existencia de Dios y confiar en sus promesas. A continuación citamos algunos de los mejores versículos de la Biblia que hablan sobre la fe y nos ayudan a fortalecerla. En primer lugar,...

Versículos bíblicos sobre el amor
Versículos bíblicos sobre el amor

La propia bíblica afirma en 1 Juan 4:8 que "Dios es amor". Por eso no es de extrañar que la Biblia hable en muchas ocasiones y de forma muy extensa sobre esta preciosa cualidad. Es posible que nuestro concepto de amor no encaje a la perfección con el concepto de amor...

Versículos de ánimo, aliento y estímulo
Versículos de ánimo, aliento y estímulo

¿Quién no necesita ánimo? Todos, grandes o pequeños necesitamos ánimo a diario. La vida presenta continuamente dificultades que nos desgastan, que ponen a prueba nuestra paciencia, nuestra integridad y a veces incluso nuestro autodominio. Dios es consciente de que...